100% Productos nuevos   Servicio personalizado   Garantía directa

LT140
ENTRAR

No hay productos en el carrito.

$0.00
$0.00

No hay productos en el carrito.

Cuántos núcleos necesito para jugar: ¿Están muertos los procesadores de 4 núcleos y 8 hilos?

7 abril, 2022
Obi-wan

Seguro que más de una vez te lo has preguntado, ¿cuántos núcleos necesito para jugar? Es un tema recurrente en el mundo del PC, pero la verdad es que en el fondo la respuesta ha cambiado poco en los últimos años. Esto tiene una explicación, la larga vida que están teniendo PS4 y Xbox One, y el hecho de que los desarrollos de videojuegos siempre partan de ambas consolas como la base mínima a nivel de hardware.

Con la llegada de las consolas de nueva generación, y el lanzamiento de algunos títulos que traen mejoras para PS5 y Xbox Series S y Series X, hemos empezado a ver una cierta mejora en el uso de procesadores multihilo, pero la verdad es que, al final, no se ha terminado de completar la transición, y por ello seguimos estancados en este sentido, tanto que, a día de hoy, todavía es posible jugar perfectamente a títulos de última hornada con un procesador de cuatro núcleos y ocho hilos.

Sí, un modesto procesador de cuatro núcleos y ocho hilos es la respuesta a la pregunta de cuántos núcleos necesito para jugar, y no, estos procesadores no solo no están muertos, sino que han tenido una nueva vida gracias a las arquitecturas Willow Cove, utilizada en los Intel Core Gen11, y Golden Cove, utilizada en los procesadores Intel Core Gen12. El Core i7-11370H, que tuve la oportunidad de analizar cuando probé el ASUS TUF Dash F15, es uno de los mejores ejemplos, aunque el gran abanderado actual de los cuatro núcleos y ocho hilos es el Core i3-12100F.

Es cierto que existen algunos casos concretos, especialmente en juegos más actuales, en los que un procesador de cuatro núcleos y ocho hilos no termina de ofrecer un resultado realmente óptimo, pero debemos contextualizar esto adecuadamente, y es que con ello no queremos decir que no ofrezcan un buen rendimiento, sino que simplemente no llegan al mismo nivel que un procesador de, por ejemplo, 6 núcleos y 12 hilos.

¿Cuántos núcleos necesito para jugar? Consideraciones previas

La verdad es que depende de a qué juegues, pero en general tendrás suficiente con un procesador de cuatro núcleos y ocho hilos, siempre que este cumpla con una serie de requisitos mínimos que debemos ver con detalle a continuación:

  • Alto IPC: hablamos de las instrucciones por ciclo de reloj. Es una manera de referirnos al rendimiento en bruto que es capaz de ofrecer un procesador concreto sin mirar a sus frecuencias de trabajo, ni al número de núcleos que integre. Un procesador con un IPC mayor que otro ofrecerá un rendimiento superior, incluso aunque esté configurado a la misma frecuencia y tenga el mismo número de núcleos. ¿Y dónde está el mínimo? Pues a partir de las arquitecturas Zen 2 y Skylake.
  • Frecuencia de trabajo elevada: un procesador con un alto IPC pero una baja frecuencia de trabajo acabará perdiendo bastante rendimiento. Esto debemos tenerlo muy en cuenta, porque aunque lo más importante es el IPC una vez que hemos llegado al mínimo de cuatro núcleos y ocho hilos, si utilizamos un procesador que trabaje a una velocidad muy baja este podría acabar dándonos problemas. Si te preguntas dónde está el mínimo es muy sencillo, en los 4 GHz. Cuando superamos dicha cifra el rendimiento sigue creciendo, pero la mejora proporcional es menor.
  • Compatible con memoria DDR4 de alta velocidad: el rendimiento del procesador puede verse seriamente afectado por la velocidad de la memoria RAM. Si lo acompañamos de una memoria lenta, las comunicaciones entre esta y el procesador tardarán más tiempo en completarse, y esto tendrá un impacto negativo en el rendimiento del procesador. Esto explica por qué un procesador como el Ryzen 5 3600, por ejemplo, puede rendir de una manera tan distinta cuando se acompañada de dos módulos de DDR4 a 2.133 MHz y cuando se utiliza con dos módulos de DDR4 a 3.600 MHz.

A partir de todo lo que hemos dicho podríamos poner varios ejemplos de procesadores que cumplirían con ese mínimo que hemos establecido, y también otros que se quedarían fuera. Es importante que tengas presente que muchos procesadores que no cumplen con esos mínimos siguen ofreciendo, todavía, un buen rendimiento en juegos, pero pierden bastante en sus configuraciones de cuatro núcleos y ocho hilos.

El Core i7 6700K es uno de los mejores ejemplos, y también el Ryzen 3 3300X. Ambos tienen cuatro núcleos y ocho hilos, un alto IPC y son compatibles con memoria DDR4 de alta velocidad. Por encima de ellos se situarían los Core i3-10100F y Core i3-12100F, siendo este último el procesador de cuatro núcleos y ocho hilos más potente que existe ahora mismo. Su rendimiento es tan bueno que es capaz de superar incluso a procesadores de 6 núcleos y 12 hilos que tienen un IPC inferior, como el Ryzen 5 1600, por ejemplo.

¿Es suficiente con procesadores de cuatro núcleos y ocho hilos, no tendré problemas?

En líneas generales no. Mira la gráfica adjunta, representa la tasa de uso de un procesador Intel Core i7-11370H en algunos de los juegos más exigentes, y más importantes, que existen actualmente. Lo que aparece en dicha gráfica es la tasa de uso del procesador en tres juegos distintos, expresada en valores medios y máximos. Los valores medios se mantuvieron por debajo del 70%, y los máximos nunca llegaron al 100%. Esto quiere decir que el Intel Core i7-11370H fue capaz de ofrecer una experiencia totalmente óptima a pesar de contar solo con cuatro núcleos y ocho hilos.

¿Significa esto que todos los procesadores de cuatro núcleos y ocho hilos ofrecerán una experiencia así de buena? Pues no, y ya deberíais saber por qué. El Intel Core i7-11370H tiene un IPC muy alto y tiene un modo turbo bastante agresivo que mantiene unas frecuencias de trabajo elevadas. Un procesador que tenga un IPC inferior y que trabaje a una frecuencia menor no ofrecerá la misma experiencia, y es probable que acabe viéndose abrumado por esos juegos.

¿Mejoraría el rendimiento en esos juegos al utilizar un procesador de seis núcleos y doce hilos? Pues la respuesta te va a sorprender, y es que no solo es probable que no, sino que además en algunos casos podría empeorar. De nuevo, la clave está en el IPC. Siguiendo con el ejemplo que hemos puesto anteriormente, utilizar un Ryzen 5 1600, que tiene seis núcleos y doce hilos, nos haría perder rendimiento debido a la diferencia de IPC que existe entre este y el Intel Core i7-11370H.

En este sentido, también es muy importante tener en cuenta que los juegos actuales tienden a priorizar, una vez que llegamos a ese mínimo óptimo de cuatro núcleos y ocho hilos, el IPC del procesador. No están diseñados para aprovechar de forma eficiente la potencia real de paralelizado que ofrece un procesador de seis núcleos y doce hilos, y por eso este puede perder rendimiento frente a otro de cuatro núcleos y ocho hilos, incluso aunque presente una mayor tasa de uso.

Con todo, es un hecho que cuando completemos la transición a la nueva generación de consolas habrá un salto en los requisitos de los juegos, y es muy probable que al final ya no tengamos suficiente con un procesador de cuatro núcleos y ocho hilos. Por eso, si puedes permitírtelo y quieres conseguir algo que te garantice una larga vida útil, pero sin derrochar dinero, lo ideal es que adquieras un procesador de 6 núcleos y 12 hilos que tenga un alto IPC, como por ejemplo el Core i5-12400F, que es uno de los mejores de su categoría. Si tu presupuesto es inferior, incluso con un Core i5-10400F podrás estar tranquilo.

Procesos en segundo plano y hacer algo más que jugar

Hasta ahora nos habíamos centrado en un enfoque muy particular, cuántos núcleos necesito para jugar, es decir, solo para eso, sin abrir el abanico a otras tareas que puedan quedar en segundo plano, como el streaming, por ejemplo. Si te estás planteando hacer streaming mientras juegas, la cosa cambia por completo, ya que no tendrás suficiente para disfrutar de una experiencia realmente buena con un procesador de cuatro núcleos y ocho hilos.

No obstante, tampoco tendrás que gastarte un montón de dinero para hacerte con un procesador tope de gama, tendrás suficiente con un procesador de seis núcleos y doce hilos como los que te hemos nombrado en el apartado anterior. Si aparte de jugar y de hacer streaming vas a editar vídeo, otros procesadores más potentes y con un mayor número de núcleos e hilos pueden tener sentido, pero en general la mayoría tendrán más que suficiente con un Intel Core i5-12600K o un Ryzen 7 5800X.

He querido hacer este inciso porque, por desgracia, todavía hay quien se empeña en hacer creer a los usuarios con menos experiencia que necesitan un procesador de 8 núcleos y 16 hilos para jugar, cuando la realidad es que basta con la mitad, es decir, con uno de cuatro núcleos y ocho hilos, siempre que cumplamos con todas las premisas que les he dado a lo largo de este artículo.

Notas finales: Ya sé cuantos núcleos necesito para jugar, ¿qué procesadores recomiendas?

La verdad es que hoy por hoy hay muchas opciones interesantes, y con precios muy razonables, aunque todo depende de lo que te quieras gastar y de tus aspiraciones. Por ello, voy a compartir con ustedess una serie de recomendaciones divididas por precio que os ayudarán a tener más claro cuál sería la opción que mejor se adaptaría a vosotros.

  • Si tienes un presupuesto de menos de $2,500.00 pesos: el Intel Core i3-10105F es la mejor opción, tiene un alto IPC y cuenta con cuatro núcleos y ocho hilos.
  • En caso de que puedas gastar un poco más: lo ideal sería el Intel Core i3-12100F, que mantiene los cuatro núcleos y ocho hilos, pero tiene un IPC mucho mayor y se integra en una plataforma con una mayor vida útil.
  • Si puedes gastar hasta $4,000.00 pesos: lo mejor que puedes comprar en relación precio-rendimiento es el Core i5-12400F. Realmente no necesitas gastar más dinero en un procesador si solo vas a jugar.

En caso de que quieras un procesador para algo más que para jugar, con el Intel Core i5-12400F ya te encontrarías en un nivel muy bueno para jugar y hacer streaming. No obstante, si lo que tienes pensado es editar vídeo o utilizar el equipo para trabajar con aplicaciones que tengan un alto grado de paralelizado podrías considerar un Core i5-12600K o un Ryzen 7 5800X. El primero tiene un rendimiento mayor en monohilo, pero el segundo rinde un poco mejor en aplicaciones multihilo. Si tu prioridad son los juegos, el Intel Core i5-12600K sería mejor opción.

Fuente.

¡Compartir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

 100% Productos nuevos
 Servicio personalizado
 Garantía directa
Envío gratis en compras > $15,000
Pago seguro

Aceptamos pagos con:

PayPal  -  Mercado Pago  -  Tarjetas  -  OXXO  -  SPEI  -  BTC  -  LTC  -  DAI  -  ETH  -  TUSD  -  KueskiPay

Hecho con 

 en México

Derechos reservados ALT140 2010-2022

linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram